jueves, 25 de marzo de 2004

La pelota Vasca

GUADALAJARA.- Luego del lamentable atentado terrorista del pasado 11 de marzo en Madrid en el que murieron más de 200 personas y en vísperas de las elecciones presidenciales donde el gobierno del Partido Popular apostó por hacer responsable a ETA sin esperar a las investigaciones con la intención de llevar más votos a su favor, este documental no pudo haber llegado en mejor momento a Guadalajara.

La película aborda un tema político y social que tiene dividida a la península Ibérica.

Sin embargo, solo bastaría cambiarle nombres y lugares para hacerla una cinta universal que retrata las problemáticas de cualquier país, lo mismo podría ser Chiapas en México que la antigua Yugoslavia.

La película estremeció a España luego de su estreno comercial en octubre pasado. A pesar de ser un documental periodístico, gente de todo tipo de ideologías se volcó a los cines, provocando en los españoles un espíritu reflexivo sobre el problema.

Según su director Julio Medem, la película es un pájaro que vuela por encima de las gentes y de los pueblos. Es un pájaro que podría haber sido muchos pájaros diferentes, pero es el pájaro que ha podido y que ha querido ser: el pájaro de la pelota vasca.

Este pájaro, que recoge el testimonio y opinión de decenas de intelectuales, políticos, y artistas sobre el encallado conflicto vasco

El documental comienza aclarando intenciones en lo que parece ser una medida de cautela, que de poco ha servido. Una mirada al pasado, presente y futuro de un conflicto que pesa ya demasiado.

Medem manifiesta su respeto a todas las víctimas y lamenta no haber contado con la participación de ciertas personas. No hay voces del saliente y derrotado Partido Popular ni de ETA.

A pesar de las ausencias "La pelota vasca, la piel sobre la piedra" conforma un rompecabezas de opiniones a través de un dialogo virtual difícilmente imaginable sin un montaje cinematográfico.

Los familiares de las víctimas de ETA están presentes en "La pelota Vasca" y también los familiares de los presos etarras que sufren la dispersión o el testimonio de una mujer víctima de torturas en un interrogatorio policial.

Dedicada a los vascos, a todos y a cada uno de ellos, el documental se posiciona en la no violencia y en el diálogo como camino, cuando las conversaciones entre Madrid y el Gobierno Vasco son inexistentes.

La densidad de la cita vasca se aligera con panorámicas de hermosos paisajes y con la siempre emocionante música de Mikel Laboa que acompaña las dos horas de documental. "La pelota vasca, la piel sobre la piedra" provoca tristeza. Los testimonios hablan de los dramas que intoxican a la sociedad vasca.

Julio Medem ha demostrado al enfrascarse en esta aventura una gran valentía. Medem, autor de exitoso largometrajes como Vacas, Tierra, o Lucia y el sexo, aborda un tema que a priori se sabe que incomoda, que duele. Y lo hace en un mal momento para pintar en gris. Son tiempos de blanco o negro.

Valentía. Un generoso ejercicio de valentía es el que ha realizado Julio Medem con esta “Euskal pilota. Larrua harriaren kontra”.

El verdadero eje central del filme: proponer una gran mesa de conversaciones. Medem la construye con delicado oficio de ebanista. Toda la película está estructurada y montada para diseñar la ilusión de una especie de gran coloquio entre decenas de personas de diferentes posturas políticas, sociales y existenciales, que lanzan sus argumentos libremente, de tal manera que a veces se tiene la impresión de que estamos ante esa esperada plática liberadora.

Todo ello contribuye a confrontar, en algunas ocasiones de manera memorable, los argumentos de la mayoría de los entrevistados con las imágenes poéticas de tremenda belleza y misterio, de delicada potencia atávica que alcanzan recovecos insensibles a la palabra y al argumento, adentrándose más allá del pensamiento, ahí donde nace la verdadera y oscura motivación de las acciones humanas.

Es en este terreno donde surge el verdadero latido del filme, en la identificación con el sentimiento de la irreductibilidad de lo vasco en cualquier otra identidad; en la tenacidad de un enfrentamiento carente de argumentos, porque quizá no los hay (quizá nunca los hubo), por que el mismo enfrentamiento nace de las frías y oscuras simas de un sentimiento irracional; en el cansancio, el letargo, la mutilación, y más allá de todo eso en las ganas de vivir, las ganas de seguir jugando a la pelota, superando cualquier tipo mutilación.

En un tiempo de manipuleo en la libertad de expresión “La pelota vasca. La piel contra la piedra” es un regalo para toda persona no sólo políticamente sensible sino ansiosa de nutrirse de cine de calidad, serio, altamente poético, como en realidad es todo el cine de Medem, uno de los pocos autores que puede convertir la narración de una sangrienta batalla en algo a la vez bello y útil.

INTERMEDIO

Koldo Zuazua entrevistado luego de la función de prensa de “La pelota Vasca”, afirmó que el 11 de marzo pudo haber sucedido algo tremendo en España por las irresponsables acusaciones del gobierno de Aznar hacia el grupo terrorista ETA.

“Yo soy vasco. No puedo ni pensar lo que hubiera sucedido por el odio y la confrontación que se podría haber generado en torno a eso. Sin embargo, nos hace ilusión el giro político que ha tomado el país porque creo que la película de alguna manera es profética, porque pueden que se llegue a optar por cosas de las que se habla en la película y se defiende como el diálogo y el respeto hacia las ideas. Creo que podríamos haber ayudado a este giro que hubo en las riendas del país, cosa que nos tiene muy contentos.

“La pelota vasca” es un proyecto de investigación multimedia, que tiene como punta de lanza el largometraje, complementado por una página web (www.lapelotavasca.net) con un gran contenido audiovisual y completo foro de opinión, un libro de 1100 páginas con las entrevistas íntegras. Recientemente se ha editado el DVD con la versión cinematográfica acompañado de siete horas de material adicional.

A Koldo Zuazua le gustaría que a propósito del nuevo giro político en España, se dejasen a un lado las políticas de confrontación, de alejamiento y tener todo lo contrario, políticas de acercamiento, de diálogo y de soluciones.

Para el productor español, la película planeta una realidad mas compleja de lo que realmente se cuenta en España: la realidad Vasca. “No es una realidad de blancos y negros, tienen muchos mas matices muchos mas tonos. Nuestra idea primordial era darle cabida a esos tonos intermedios, a esos grises, a matices que de alguna manera a niveles oficiales no aparecen en la realidad española”.

El productor, ciudadano del país vasco, dice comulgar con todo lo que dice la película. “Estoy a favor de una situación en la que se puedan acercar posturas, que la gente se entienda hablando. El problema que subsiste en Euzkadi no es solamente el terrorismo, es un problema mayor, de naturaleza política y de identidad, que se sienten diferentes. Y eso no lo vas a apaciguar mediante medidas policiales. Hay que encontrar vías en las que a pesar de que la gente piense distinto y sienta diferente, pueda convivir en paz, se pueda entender los unos con los otros. Una cosa un poco compleja pero yo creo que es posible. Yo no soy nacionalista vasco".

Zuazua aprovechó su presencia en Guadalajara para asistir al Segundo Mercado Fílmico que se realiza como parte de las actividades de la Muestra. Ahí pudo encontrar distribuidores latinos interesados en adquirir su película. Por lo pronto en México ya tiene asegurada su exhibición, aunque de forma un tanto limitada por las características propias de la cinta.

OBSESIONES EN CORTO

La gente de Videocine trae entre algodones a “Zapata”. Cancelaron toda actividad de la película en la Muestra de Guadalajara. Tienen pánico a que la prensa hable mal de ella y les tire el teatrito. Hay mucho dinero invertido en la cinta. La Muestra es una importante ventana internacional, pero Arau seguramente no quiso hacer el ridículo. El único que no ha dejado de hablar de la cinta cada que le preguntan es el homenajeado Vittorio Storaro. *** Algún travieso soltó el rumor de que Mel Gibson y Salma Hayek fueron invitados por Jorge Vergara a la clausura del festival. El mismo Vergara confirmó por el altavoz de uno de los teléfonos de la sala de prensa de la Muestra que Mel y Salma no están en México. *** Quien si estuvo fue la actriz brasileña Fernanda Montenegro (Estación Central) para platicar con los medios a propósito de su participación en la cinta "Al otro lado de la calle", filme que clausurará hoy por la noche las actividades de esta XIX Muestra de Cine en Guadalajara. La película acaba de ganar en el Festival de Mar de plata el galardón a mejor cinta, además de recibir un premio en la sección Panorama en Berlín. El filme todavía no se estrena en Brasil, pero parece que seguirá cosechando más premios. *** De las nueve cintas mexicanas en competencia, las únicas rescatables y que por justicia deberían de repartirse los Mayahueles en las principales categorías son: “Puños Rosas”, “Un día sin mexicanos” y “Temporada de patos”. No hay lugar para colados. Ojalá que los jurados no sean condescendientes y se abstengan de regalar galardones a quienes no lo merecen.*** Por lo pronto, el viernes hablamos de “Puños Rosas”, cinta dirigida por Beto Gómez que en su momento fue muy publicitada por la inclusión de Adal Ramones en su reparto, el cual por cierto, tuvo que cancelar su asistencia por el accidente que sufrió.*