miércoles, 21 de abril de 2004

La calle de las tentaciones

Ha llegado a la cartelera otro buen exponente del cine alternativo norteamericano: se trata de "Laurel Canyon", segundo largometraje de la directora Lisa Cholodenko.

Tras su debut con el pie derecho en 1998 con "High Art", multipremiada opera prima, esta realizadora de 39 años incursionó en la televisión dirigiendo episodios de cotizadas series como "Homicide" y "Six Feet Under" hasta llegar a "Laurel Canyon".

Laurel Canyon, una calle que atraviesa el corazón de Hollywood Hills, ha sido durante décadas el hogar de muchos músicos, actores, artistas entre otra gente y precisamente en esta atmósfera de bohemia cachondez es donde se desenvuelve la cinta.

Con un gran elenco encabezado por Frances McDormand Christian Bale, Kate Beckinsale, Natascha McElhone y Alessandro Nivola, la película se centra en la conflictiva relación madre-hijo entre una ex hippie devenida en productora discográfica (McDormand), que se encuentra grabando en su estudio casero el álbum de su novio rockero (Nivola), y un joven médico (Bale) que llega a la paradisíaca casa materna con su esposa bióloga (Beckinsale). Las tensiones entre una madre libertina y afecta a los excesos y un hijo conservador son el eje de un largometraje desprejuiciado y provocativo.

El choque generacional y de intereses se puede convertir en un conflicto moral, si no se está seguro de lo que se busca o se quiere.

Sin caer en los estudios psicológicos, pero con menos profundidad de lo que podría esperarse, el filme coloca varios cuestionamientos sobre la mesa.

Presenta una variedad de matices y de observaciones ácidas (sobre las relaciones de pareja, el choque entre mundos diferentes, sobre la frivolidad y el rock and roll).

Y es que el filme es un melodrama que se dedica a examinar y confrontar las vidas de un grupo de personas de clase media alta, dejando expuestos sus amoríos, engaños, y su eterna desilusión ante una vida muy distinta a lo que esperaban.

Si algo funciona en "La Calle de las Tentaciones" son precisamente sus personajes, gracias al muy bien seleccionado elenco, especialmente las mujeres, quienes cargan con el peso emocional de la cinta.

Kate Beckinsale ha destacado más por su atractivo físico que por su talento histriónico, pero su trabajo en "La Calle de las Tentaciones " (al igual que en "Underworld", actualmente en cartelera) promete mucho, si logra deshacerse del estigma de cara bonita.

Natascha McElhone, siempre enigmática, exagera su acento de una chica israelita para crear un personaje superficialmente agresivo pero vulnerable en su interior.

Sin embargo, quien se lleva las palmas (raro que no fuera así) es Frances McDormand, en uno de sus camaleónicos personajes que la transforman radicalmente de película a película, pero manteniendo intactos el carisma, intensidad y talento que la caracterizan. Basta con comparar su personaje en esta cinta con su total opuesto en "Almost Famous".

El excelente desempeño de la McDormand es razón más que suficiente para ver "La Calle de las Tentaciones".

Nuestra Opinión: @@1/2

La calle de las tentaciones
(Laurel Canyon, Estados Unidos 2002)
Dirección y guión: Lisa Cholodenko
Con: Frances McDormand, Christian Bale, Kate Beckinsale, Natascha McElhone, Alessandro Nivola
Duración: 103 minutos
Distribución en México: Columbia Pictures/Sony Pictures Classics
Clasificación: @ Insoportable, @@ Regular, @@@ Buena, @@@@ Obra Maestra.