miércoles, 19 de enero de 2005

Llevados por el deseo



¿Qué pasaría si te enteraras que tu pareja te ha sido infiel?

Por un lado hay una parte de tí que te pide saber la verdad y que te lleva a buscar el momento idóneo para sentarte a charlar y de la manera más tranquila, pedirle que te cuente la verdad, aún a sabiendas de que ese será el inicio de un suplicio interminable.

Esa situación tan incómoda es la trama de “Llevados por el deseo”, protagonizada por Julia Roberts, Jude Law, Natalie Portman y Clive Owen. Es dirigida por Mike Nichols (El graduado, Lobo, Angels in America) y está basada en la pieza teatral de Patrick Marber que se estrenó en Londres en 1997; ganó el Premio Lawrence Oliver/BBC como Mejor Nueva Obra y el Premio de los Criticos de Londres.

Posteriormente su adaptación en Broadway estuvo nominada a los Premios Tony y desde entonces ha sido interpretada en más de cien ciudades y traducida a 30 idiomas diferentes.

“Closer” narra la historia de dos parejas interconectadas por la suerte, en este caso un tanto fatídica, cuyo escenario es el Londres contemporáneo.

Dan (Jude Law) y Alice (Natalie Portman), respectivamente un escritor de obituarios con aspiraciones de autor, y una joven stripper neoyorkina recién llegada, se conocen en la calle y el flechazo los lleva a vivir juntos por algún tiempo, justamente lo que a Dan le toma conocer y enamorarse de la exitosa fotógrafa Anna (Julia Roberts).

Ésta, norteamericana también pero afincada en Londres por familia (recientemente divorciada) y profesión (tendrá su propia exposición), también se siente atraída por Dan, quien involuntariamente la conecta con Larry (Clive Owen) a través de tener un chateo erótico por internet. El médico terminará siendo el segundo marido de Anna.



Sin embargo, la pasión inicial entre el escritor y la fotógrafa no podría más que desbocarse, lanzando a sus respectivas parejas (y luego a ellos mismos) hacia un remolino autodestructivo cuyo punto final es todo, menos previsible.

El director Mike Nichols hasta evita recurrir a la herramienta cinematográfica de presentar un letrerito en pantalla para que nos ubiquemos en el tiempo, y deja que los diálogos sean nuestra única guía.

El filme es una mirada fríamente calurosa a las relaciones sentimentales y sexuales.

Se suele decir que uno conoce la realidad de la gente cuando tienen poder, pero esto no aplica solamente a poder político, jerárquico o monetario.

Existe el poder emocional.

Los personajes en “Closer” conocen el poder que tienen para herir a los otros, y recurren sin aparente remordimiento, si el juego sentimental y sexual lo requieren.

Aunque el guión limita el alcance de su interpretación, Julia Roberts sale bien librada al eliminar el carisma que explota en sus comedias románticas para interpretar a una mujer fría y egoísta. Sus ojos carecen del brillo que sedujo al público en “Pretty Woman” y comunican una melancolía palpable.



Jude Law es igual de efectivo, pero la jornada emocional de su personaje resulta ser un eco de su trabajo en Alfie. A pesar de esto, la valentía y honestidad de ambos en sus escenas clave representan sus talentos como intérpretes, algo mucho más duradero que sus auras de estrellas de cine.

En contraste, las estrellas de este filme son Natalie Portman y Clive Owen, quienes aprovechan al máximo la complejidad de sus personajes.

Portman tiene la difícil tarea de interpretar a un enigma, pero la actriz sorprende al mezclar la sensualidad inherente del papel con la vulnerabilidad y la inocencia detrás de la armadura emocional de Alice.

Por su parte, Owen logra el mayor impacto emocional con un rol que lo lleva de ser el ideal romántico a un hombre cruel y misógino. Después de esta interpretación, sus tropiezos en “King Arthur” y “Beyond Borders” quedan perdonados y sus posibilidades como actor son infinitas.

Todos los elementos técnicos de la película son sobresalientes; la fotografía es particularmente notable, mostrando fríamente el Londres moderno y haciendo eco de las tensas dinámicas entre los protagonistas.

La música es sutil, pero muy efectiva, subrayando sin obstruir las emociones de los personajes. Los diálogos son también excelentes, afilados como navajas, pero perfectamente claros y asimilables.

Qué decir del director.



La dirección de Mike Nichols es sorprendente, pues logra un gran ritmo y tono con escena tras escena de parlamentos en unas cuantas locaciones.

El enfoque de Nichols hace claro que el material está en servicio de ser una exploración dramática sobre la fidelidad, el poder de una atracción inicial, el misterio seductor de lo prohibido, la línea que se brinca para llegar del amor al odio y las construcciones modernas de lo que es lo femenino y lo masculino.

De más está decir que la dirección de actores es excepcional, con una demanda exhaustiva para el elenco, ya que ninguno hace algo más que hablar y, sin embargo, logran transmitir las más oscuras y retorcidas pasiones, de forma inmisericorde entre sí y para con el espectador.

El público, sin diferencia de género, no podrá más que identificarse o huir, escurriéndose entre las filosas aristas de un lenguaje cínico y crudo que, además, es capaz de hacernos reír, involucrándonos sin remedio en esa cínica condición humana que, al menos aquí, en momentos pareciera encantadora.

Resulta refrescante recordar cuando las historias giraban alrededor de conocer personajes mediante un buen guión y el poder histriónico, en lugar de volarlos en pedazos con una explosión efectuada por computadora.

“Closer” es un filme fuerte y violento a nivel emocional con una trama donde no hay héroes ni villanos, sino simples seres humanos que ceden a sus más básicos instintos.

Estamos ante otra genialidad de Mike Nichols, quien en esta ocasión nos brinda un ejemplo de cine inteligente, una muestra de la capacidad de tocar temas grotescamente dolorosos de una forma elegante y perspicaz.

Nuestra Opinión: @@@1/2

Llevados por el deseo
(Closer, Estados Unidos 2004)
Director: Mike Nichols
Guión: Patrick Marber, basado en su libreto teatral
Música: Liam Howlett
Fotografía: Stephen Goldblatt
Con: Natalie Portman, Jude Law, Julia Roberts, Clive Owen, Nick Hobbs
Duración: 104 minutos
Distribución en México: Columbia Pictures
Clasificación: @ Insoportable, @@ Regular, @@@ Buena, @@@@ Obra Maestra

Correspondencia con esta deseada columna:

codigocine@yahoo.com


1 comentarios:

Anónimo dijo...

Due to the fact he has been a bodily therapist for several
years here are a few startling details and inroads
that this guy has made well being practitioners take
note. Infact the FDA has currently warned numerous dealers towards making false claims about MSM.


Check out my web blog; http://lochcarrongarage.com