lunes, 12 de diciembre de 2005

Flores Rotas



Al igual que sus dos anteriores cintas (“Hombre Muerto” y “El camino del Samurai”), “Flores Rotas” es un ejercicio individual de búsqueda personal

Don Johnston (Bill Murray), un cincuentón mujeriego venido a menos, ha sido abandonado por su última amante, Sherry (Julie Delpy).

Don Johnston es un tipo enfermo de soledad, instalado en una estratosfera personal donde no cabe nada ni nadie, en plena cuesta abajo, agarrado malamente a los residuos de su otrora galanura convertida en una cruel ancianidad.

Don se resigna a seguir con su vida pero todo cambia cuando recibe una misteriosa carta de una antigua novia (la cual omitió su nombre) que le informa de tiene un hijo de 19 años.

Impulsado por las tesis detectivescas de su amigo Winston (Jeffrey Wright), Don emprende un viaje visitando a sus antiguas amantes.


© Videocine

En ese traslado, en el que se presenta tocando el timbre sin previo aviso, con un ramo de flores en la mano y una sonrisa impávida en la cara, se encontrará con una joven viuda (Stone) madre de una inquieta lolita, una huraña agente inmobiliaria (Conroy, de la serie Six Feet Under), una gurú new age (Lange) y su ambigua secretaria (Sevigny) y una feroz Hell Angel (Swinton), que lo hace echar a trompadas de su casa.

De su hijo, ni noticias, pero ya no podrá quitárselo de la cabeza.

El viaje, cómico al principio, pero demoledor después, generará en él cada vez más preguntas acerca de su propia existencia.

Jarmusch ofrece a partir del retrato de estas cuatro mujeres una turbadora metáfora del desencanto americano.


© Videocine

Se trata de vidas rotas, vacías, lastradas por la infelicidad, y la soledad.

“Broken Flowers” es una tragedia abordada desde la perspectiva de lo insólito, desde la mutación de su propia esencia por aquello del reírse por no llorar.

Todo esto está contado con el sello inconfundible de un realizador considerado padre de una estética y forma de narrar que durante los 80 acabó configurando lo que hoy entendemos como cine indie.

Los planteamientos argumentales de las películas de Jarmusch suelen resultar muy atractivos, siempre los desarrolla con una original técnica narrativa pausada y ordenada en extremo.

La unión en la pantalla de los talentos de Jim Jarmusch y Bill Murray saca chispas.


© Videocine

La personalidad de Murray se adapta como anillo al dedo al personal, pausado, melancólico cine del director.

Más allá de esta desventura se encuentra una irresistible realización tan invisible como implacable en su narración: la eterna imagen estática de silenciosa pesquisa; los sutiles planos subjetivos que privilegian la contemplación de las seductoras formas femeninas y denotan el disipado carácter de su protagonista; el persistente uso del color rosa y la adictiva banda sonora que comanda un músico africano de jazz llamado Mulatu Astatke.

“Flores Rotas” es una película para todos aquellos que deseen degustar una porción de buen cine con el sabor peculiar de Jarmusch en este mar de vagas superproducciones que se cuelan en nuestras carteleras.

Nuestra Opinión: @@@@

Flores Rotas
(Broken Flowers, Estados Unidos-Francia 2005)
Dirección y guión: Jim Jarmusch
Fotografía: Frederick Elmes
Música: Mulatu Astatke
Con: Bill Murray, Jeffrey Wright, Sharon Stone, Frances Conroy, Jessica Lange, Tilda Swinton, Julie Delpy, Christopher McDonald, Mark Webber, Chloë Sevigny, Heather Alicia Simms
Duración: 106 minutos
Distribución en México: Videocine
Clasificación: @ Insoportable, @@ Regular, @@@ Buena, @@@@ Obra Maestra

Correspondencia con esta solitaria columna:

codigocine@yahoo.com




.

0 comentarios: