miércoles, 8 de noviembre de 2006

El gran truco



Desde que George Melies, un mago que canalizó sus trucos en la pantalla grande, dirigió “A Trip to the Moon” en 1903, la magia han sido parte esencial del séptimo arte.

Hoy en día existen muy pocos efectos especiales que puedan impresionar a una audiencia, pero el truco más grande que un cineasta puede lograr sigue siendo que un espectador crea la ficción que se está presentando en pantalla.

Basada en la popular novela de Christopher Priest, “El Gran Truco” nos muestra la larga rivalidad entre dos ilusionistas.

Robert Angier (Hugh Jackman) y Alfred Borden (Christian Bale) comienzan como cómplices y asistentes de un mago de mediana categoría, pero un accidente pone a los incipientes magos en conflicto, que a lo largo de los años se incrementa conforme cada uno de ellos busca superar los logros del otro, eventualmente perdiendo toda proporción y poniendo en peligro sus vidas

Obsesión, engaño y envidia, con peligrosas y mortales consecuencias, pues su rivalidad será tan fuerte que se verán involucrados en asesinatos.


© Warner Bros

Gran parte de la diversión de la cinta es que el espectador casi nunca estará seguro de lo que pasa.

Al igual que con “Memento”, Nolan altera el orden cronológico de los eventos de la trama y a eso se le añade cambios repentinos de narrador.

El público nunca va a estar seguro si está viendo la historia desde el punto de vista de Angier o de Borden.


© Warner Bros

De lo que sí puede estar seguro es que todo lo que Nolan y su elenco presentan en pantalla puede resultar fascinante, en un principio, aunque como todo truco de magia usado una y otra vez, va perdiendo su encanto.

El director hace muy buen uso de su elenco.

De los dos magos, el personaje de Jackman es presentado como el interprete más carismático, mientras que a Bale le toca darle vida a un hombre que está dispuesto a sacrificarlo todo por sus ambiciones artísticas.


© Warner Bros

Dada a la estructura del libreto, las actrices del filme, que incluyen a Piper Perabo y Scarlett Johansson (nuestra diosa tiene en esta ocasión un papel irrelevante), quedan relegadas a roles secundarios, mientras que Michael Caine tiene el difícil trabajo de ser el personaje que intenta atar los cabos sueltos de la historia.

David Bowie tiene también el corto pero significativo papel de Nikola Tesla, pionero de la electricidad y enigma insoluto por derecho propio.

Es difícil de calcular si el público quedará satisfecho con la última sorpresa de la cinta (esté pendiente, las pistas están en pantalla desde el primer minuto), dado a que esta depende demasiado de las convenciones clásicas de una historia de ciencia ficción.


© Warner Bros

“El gran truco” es un festival de la ilusión, donde lo aparente, tal como en la magia, se modifica una y otra vez.

El problema viene cuando vemos que tanto virtuosismo es algo vano, hueco, vacío de sentido.

Vista en la perspectiva de sus películas anteriores, aquí Nolan vuelve a concebir la identidad como una argamasa indefinida, hecha de resentimiento, rencores y simulaciones, pero nunca se siente realmente interesado a atacar el problema, no parece dispuesto, como sí hace repetir a sus personajes, a ensuciarse las manos. En corto, juguetea pero no convence.

Finalmente prefiere entregarse a las necesidades del gran divertimiento, donde, cuesta dudarlo, se siente cómodo.

Con su último trabajo, Nolan se une al club (esperemos que su estancia sea breve) de cineastas que, dotados para la forma, no saben qué hacer con el fondo.

Las comparaciones son odiosas, pero “El ilusionista”, otra cinta sobre magia y amor, sale mejor librada.

Es menos pretenciosa, la historia es sencilla, convincente y entretenida, sin necesidad de ser tan tramposa con el espectador.

Nuestra Opinión: @@1/2

El gran truco
(The prestige, Estados Unidos-Reino Unido 2006)
Director: Christopher Nolan
Guión: Jonathan Nolan y Christopher Nolan, basados en la novela de Christopher Priest
Fotografía: Wally Pfister
Música: David Julián
Con: Hugh Jackman, Christian Bale, Michael Caine, Rebecca Hall, Scarlett Johansson, Piper Perabo, David Bowie
Duración: 128 minutos
Distribución en México: Warner Bros
Clasificación: @ Insoportable, @@ Regular, @@@ Buena, @@@@ Obra Maestra

Correspondencia con esta truculenta columna:

codigocine@yahoo.com



Trailer, The Prestige



Entrevista, Christopher Nolan







.

0 comentarios: