lunes, 21 de mayo de 2007

Satanás premia a Damián Alcázar

- Le pasó de noche a la gente del FICA una interesante coproducción entre Colombia y México
- “Los tres amigos” bailan al ritmo de Cha cha chá
- Guillermo Del Toro no quiere ser un clásico
- Fernando Trueba denuncia falta de apoyo al cine mexicano
- Poca originalidad en las “series originales” de Televisa




“Satanás” es otra de las razones por las que el Festival Internacional de Cine Acapulco fue un fiasco.

Seguramente si Victor Sotomayor hubiera hecho pacto con el diablo, las cosas hubieran salido un poquito mejor.

Me explico.

“Satanás” es una coproducción Colombia-México; es la ópera prima de Andrés Baiz y es protagonizada por Damián Alcázar.

La tercera edición del FICA tuvo como país invitado a Colombia, se exhibieron películas mas o menos recientes de ese país.

Tuvo el apoyo incondicional del gobierno Colombiano, de hecho, el embajador de Colombia en México estuvo presente en todo el festival.



La sección oficial del FICA, además de que en esta ocasión fue un fraude por la infame calidad, tiene como propósito difundir óperas primas y segundas obras.

Si bien “Satanás” se estrena en Colombia el próximo 1 de Junio, la película ya ha participado exitosamente en varios festivales de cine.

Moisés Jiménez, programador del festival, el ofendido Alberto Legorreta director de Relaciones Públicas (el chaval enfureció por las críticas que hicimos a su terrible desempeño laboral e incluso fue mas allá al mandar un correo intimidatorio, pues entre otras cosas amenazaba con demandar a este reportero…¡Uy, que miedo!), o el propio Víctor Sotomayor como presidente del festival, bien pudieron contactar al productor mexicano Matthias Ehrenberg y pedirle “un paro”, para proyectar la película dentro del FICA en la sección “país invitado”, incluso en la Sección Oficial, pues cumplía con todos los requisitos.

¿Ya captaron nuestra indignación?

Apostamos lo que quieran a que ni siquiera estaban enterados de este dato.

Pedir ya no la inclusión de la cinta en el FICA, vamos, al menos una conferencia con el productor y con el propio Damián Alcázar o tal vez algún otro actor hubiera sido demasiado.

Da miedo el desgano con el que hicieron su trabajo los organizadores de la tercera edición del FICA.

Hablamos como cinéfilos desilusionados por un festival que da para más y porque se les fue una súper exclusiva.

De haber tomado en cuenta esta producción, habrían proporcionado un poquito de material a los reporteros para decirle a México, al mundo, de que algo estaba pasando en el festival.


Damián Alcázar, el director Andrés Baiz y la actríz
Marcela Mar, en la presentación al público de “Satanás” en el Miami Film Festival. Foto: Cortesía / Dynamo Cine


Pero se les fue una oportunidad de oro. Vamos, les pasó de noche.

La ópera prima del caleño Andrés Baiz narra la pasión, violencia y secretos que colisionan cuando tres de sus personajes ponen a prueba sus sueños y temores.

Todo ello, centrado en el caso real de un veterano de Vietnam que sucumbió ante la presión de una vida hipócrita y oscura, para convertirse en el asesino que terminó con la vida de su madre, su alumna de inglés y la madre de ella, una vecina, y numerosos comensales (23 personas) del restaurante italiano El Pozzeto, en 1986, en la ciudad de Bogotá.

Andrés Baiz y Damián Alcázar recibieron los galardones a Mejor Película y Mejor Actor durante la premiación del primer “International Emerging Talent Film Festival” que se realizó del 13 al 16 de mayo en Monte Carlo, Mónaco.

“Satanás” sobresalió entre 12 largometrajes de los cinco continentes.

La premiación, a la que asistieron directores, productores, actores, agentes y en general personalidades del mundo del cine, se realizó en Monte Carlo hasta donde viajaron el director Baiz y el actor mexicano, el primero desde Bogotá y el segundo desde República Checa, donde se encuentra rodando la secuela de
“Las Crónicas de Narnia”.

La historia está basada en la novela homónima de Mario Mendoza y recrea tres historias paralelas: la del sicópata Campo Elías Delgado, un sacerdote y una mujer delincuente.

Parece que a Damián Alcázar le está sentando muy bien el participar en el cine latino, pues anteriormente realizó un sensacional trabajo en la ecuatoriana “Crónicas” donde también le tocó encarnar a un asesino serial.

“Satanás”, también formó parte en marzo pasado de la Sección Oficial del Festival Internacional de Cine de Miami.

¿A poco no da coraje que el comité organizador del FICA haya estado en la baba?

En fin, allá ellos y su concepto de festivalito socialité aderezado con algo de cine.


INTERMEDIO


I.-
Finalmente se salieron con la suya.

“Los tres amigos” pusieron a bailar a Hollywood al ritmo de “Cha cha chá”, o por lo menos a los ejecutivos de Universal que aceptaron su propuesta.

Alfonso Cuarón, Guillermo Del Toro y Alejandro González Iñárritu cerraron el trato para que Universal distribuya internacionalmente 5 películas las cuales serán producidas por Cha cha chá, creada por los “dos amigos y el colado”.

Universal Pictures les dará los cien milloncitos de billetes verdes, además de distribuir las películas a nivel internacional.

Y si estos tres chiflados triunfan con las cinco películas (algunas dirigidas por ellos mismos, en otras, fungirán como productores), tendrán luz verde para volver a pedir lo que quieran para hacer lo que se les de la gana.

II.- Guillermo Del Toro no quiere ser un clásico.

“Ya tengo 42 años y si no aprendo de gente más joven voy a empezar a ser un clásico”.

Obviamente Del Toro no se refiere a la trascendencia que podría alcanzar, sino a un estancamiento en las ideas, que puedan ir añejando los proyectos. Por ello destacó la necesidad de haya "gente nueva en el cine de habla hispana".

Esto lo dijo en Cannes, donde acudió a presentar “El Orfanato”, de la cual es productor.

“El orfanato”, es la ópera prima del español J.A. Bayona.



Del Toro defendió su incursión como productor.

“Nunca he producido ninguna película que no crea en ella absolutamente”.

“El orfanato”, está protagonizada por Belén Rueda (acompañada de Geraldine Chaplin y una pequeña intervención de "el señor barriga", Edgar Vivar), quien da vida a una madre que vive la misteriosa desaparición de un hijo.

El filme sigue las pautas de lo que Del Toro llama el género gótico: un misterio, un caserón solitario, un fantasma y un personaje inocente.

Del Toro hizo una argumentada defensa del cine de terror, que suele ser menospreciado por parte de la crítica especializada.

“El género de horror es el que toma el pulso de la realidad social en todas las décadas en que está, sea en los 50 con la Guerra Fría, sea en los 70 con la guerra de Vietnam, sea ahora con la descomposición social tan profunda que vivimos. Es un género perfecto para hablar de estas cosas y de las emociones humanas.

Para desgracia de un sector de la crítica, conecta con una parte del público.

El cine fantástico está infinitamente mejor dotado que ningún otro género para tocar un lado místico de aquel que sea alcanzable”.

¿Alguna duda de que Del Toro no dejará de filmar y seguir apoyando este género?

OBSESIONES EN CORTO

El español Fernando Trueba visitó la ciudad de México para ofrecer funciones especiales de su documental ”Calle 54” con la finalidad de aportar su granito de arena para el equipamiento del Museo Universitario de Arte Contemporáneo de la UNAM. Aprovechó su contacto con los medios para volver a poner el dedo en la llaga. “Es triste ver a Spiderman por todas partes y no cine mexicano; los políticos de este país le entregaron el mercado a los yankies para que en México no se haga cine. Me da mucha pena que en este país habiendo el talento que existe entre directores, guionistas y actores no haya el respaldo político al cine mexicano, por esa razón no repunta”. Las intenciones de Trueba son muy nobles, pero caen en oídos sordos. Si no bastó con todo el alboroto del Oscar para que gobierno e iniciativa privada se pusieron las pilas… *** De pena ajena las mal llamadas “series originales” de Televisa. De originales solo tienen el apodo. Copian el formato y contenido de las series gringas y además, ni siquiera tienen un poquito de disimulo al imitar el diseño y tipografía de los nombres de los programas, los cuales fueron literalmente robados. Hay buen talento a nivel técnico, pero los guiones son muy malitos y ese pequeño detalle, da al traste con toda la producción. Y es que en su mayoría, los guionistas son los mismos que aportan el contenido de las telenovelas y programas de comedia de Televisa. O sea, ni como ayudarles. Las ideas frescas están afuera, no adentro. *





Misión y objetivos del International Emerging Talent Film Festival














Trailer 1, Satanás
















Trailer 2, Satanás

















Correspondencia con esta diabólica columna:

codigocine@yahoo.com

















.

0 comentarios: