jueves, 22 de enero de 2004

Perdidos en Tokio

Bajo una apariencia simple y a veces demasiado contemplativa, Sofia Coppola muestras de nuevo de su increíble talento para llevar a buen puerto lo que cualquiera hubiera llevado directamente al triángulo de las bermudas.

"Lost in Translation", estelarizada por Bill Murray y Scarlett Johansson en papeles de turistas estadounidenses a la deriva en el Tokio contemporáneo, es un retrato inteligente y sencillo de extraños en una tierra ajena.

La cinta retrata el encuentro de Bob Harris (Bill Murray) y Charlotte (Scarlett Johansson) en un hotel de Tokio.

Sencilla, cálida y profundamente humana, “Lost in Translation” aborda la historia de un actor estadounidense venido a menos que llega a Tokio huyendo de sus propios dilemas familiares teniendo como excusa la filmación de un comercial de whisky. Atrás han quedado sus problemas con su mujer y una obra de teatro por realizar. Por delante, un jugoso contrato producto de la explotación de su imagen aderezan un futuro incierto.

Charlotte es la esposa de un talentoso fotógrafo acompañándolo en un trabajo eventual que lo ha llevado hasta aquel país. Recién ha terminado la carrera de filosofía, pero además de acompañar a su esposo en sus viajes, no tiene una idea clara de que hacer con su vida.

Ambos personajes están totalmente fuera de su ambiente, la breve conexión que tienen en esa exótica ciudad los ayuda a sobrellevar sus respectivos malestares que obviamente incluyen un cierto descontento con la vida.

La película se articula mediante numerosos silencios, momentos reflexivos y llenos de soledad, en los que la apatía y la sensación de aislamiento consume a unos protagonistas que verán el uno en el otro la salvación a dicho tedio.

Sofía Coppola teje un extraordinario discurso sobre la soledad y el vacío existencial, sobre las búsquedas y necesidades emocionales.

Con una excelente dirección de actores, Coppola ha demostrado que está lejos de ser la niña consentida de papi que quiso dedicarse al cine como mero pasatiempo, ofreciéndonos en su segundo largometraje un estilo muy personal, con un perfecto uso de las herramientas cinematográficas como apoyo narrativo.

Sofía Coppola sorprendió a Hollywood en 1999 con The Virgin Suicides, un filme que inmediatamente la colocó en la lista de los directores contemporáneos más prometedores.

Con "Lost in Translation", Coppola enseña su madurez, no tan sólo como directora, sino también como escritora. Sin temor a exagerar y de seguir este rumbo, con el paso del tiempo se convertirá en una directora de culto.

Nuestra Opinión: @@@@

Perdidos en Tokio
(Lost in translation, Estados Unidos 2003)
Dirección y guión: Sofia Coppola
Con: Bill Murray, Scarlett Johansson, Giovanni Ribisi, Anna Faris
Duración: 105 minutos
Distribución en México: UIP
Clasificación: @ Insoportable, @@ Regular, @@@ Buena, @@@@ Obra Maestra