miércoles, 28 de marzo de 2007

300



En los capítulos octavo y noveno de la “Historia” de Heródoto, se narra gran parte de la batalla de las Termópilas (489 A.C), en la que Leónidas, rey de Esparta, y su guardia personal de 300 guerreros, contuvieron al ejército más poderoso del planeta, el de Jerjes, rey de Persia. Aunque para tal fin ofrendaran su vida.

Según el padre de la historia, el emperador persa convocó a hombres de todos los países de Asia para invadir Grecia.

Algunas de las naciones bajo el dominio de Persia colaboraron con naves, víveres o esclavos.

De acuerdo a Heródoto, la marcha de tan descomunal ejército hacía temblar la tierra a su paso y su sed secaba ríos enteros.

En 1962 la heroica proeza espartana fue llevada al cine en la película “The 300 spartans”, bajo la dirección de Rudolph Maté.

Frank Miller, que por entonces tenía cinco años, la vio y eso marcó su vida para siempre.

En 1999, luego de haber dejado su legado para el mundo del cómic con obras como “Daredevil”, "Batman" (El regreso del caballero nocturno y Año uno), “Sin city” y de haber visitado Grecia para pisar el lugar de la legendaria batalla, Miller realizó “300”, una novela gráfica de 96 páginas a todo color en la que ofrece su visión sobre la hazaña espartana.

Ahora, la adaptación fílmica de la épica novela gráfica de Frank Miller, llega con expectativas similarmente altas gracias al elevado estándar que estableció la cinta “Sin City”, también adaptada de una obra de Miller.


© Warner Bros

Sin embargo, así como el director Robert Rodríguez decidió seguir al pie de la letra lo establecido en los paneles del comic, ahora Zack Snyder ha decidido añadir material de su cosecha a “300”.

La cinta comienza con una descripción de la educación del guerrero, desde la infancia hasta la adolescencia, lo cual funciona muy bien para establecer la plausibilidad de enfrentar 300 soldados contra una fuerza de cientos de miles.

Eventualmente encontramos al Rey Leonidas (Gerard Butler) de Esparta enfrentando las amenazas de un emisario del Imperio Persa, que ofrece clemencia a cambio de tributo y sumisión. Desde luego eso no cae muy bien al Rey, quien procede a aniquilar al emisario, tácitamente declarando la guerra a Persia.


© Warner Bros

Entonces, con ayuda de la Reina Gorgo (Lena Headey), y en contra de los deseos de los ancianos sacerdotes que guían a la ciudad, Leonidas decide seleccionar a 300 de sus mejores hombres para enfrentar al ejército persa, seleccionando muy bien el campo de batalla para tener mejor oportunidad de abatir las fuerzas del Rey-Dios Xerxes (Rodrigo Santoro).

Hay que aclarar que el academicismo y/o el interés imparcial y subjetivo, que acaban generando polémicas en torno a interpretaciones sectarias sobre la actual situación internacional o las brechas entre civilizaciones, nada tienen que ver con este grandioso espectáculo cinematográfico: si los “actuales persas” se quejan de posibles “dardos” cargados de “veneno”, lo cierto es que “aquellos civilizados” a los que podría representar Esparta no es que salgan mucho mejor parados.

La película no pretende, en ningún momento, convertirse en un compendio histórico fiel de lo sucedido en el episodio que relata, la Batalla de las Termópilas, donde se enfrentaron las tropas espartanas del Rey Leónidas contra las huestes persas del Rey Jerjes.

Ni unos serían 300, ni los otros millones tal y como pueda parecer durante y tras el impresionante desembarco en tierras helenas.


© Warner Bros

Eso sí, ya lo dice el propio rey espartano, lo que sí parece probado es que eran unos pocos contra unos muchos.

Esa sencillez argumental es, precisamente, la que hilvana toda la capa narrativa de la cinta.

El lirismo épico sacude de principio a fin una historia narrada de forma atinada con la voz en off de quien se supone redactó el recuerdo de la gesta.

“300” es, para bien o para mal, aún sin aportar más que su libreto, lo que promete.

Sobre un telón de fondo en el que luchan esclavos libres y libres esclavizados, libertad frente a dictadura, prevalece la lanza de la acción pura y dura –las coreografiadas escenas de combate, con un correcto uso de la cámara lenta son sencillamente deslumbrantes-.

Con una estética visual impresionante –hay detalles minuciosos, como las armas o los pliegues humanos y de la galería de bestias que se recorre que es digna de cualquier maestro pictórico, maestros que por cierto envidiarían algunos planos que parecen sacados de cualquier pinacoteca-, justa en violencia y sangre, la película se erige, cual muro de piedra y cadáveres, como un homenaje al tan manido género cómic, un perfil griego definido por un calco sobresaliente viñeta a viñeta.


© Warner Bros

El filme se convierte en una novedosa propuesta visual entre el cómic, el videojuego y el cine épico.

Estos mismos efectos visuales hacen que la historia transcurra en un ambiente onírico, en el que el espectador pierde totalmente la noción de realidad.

El argumento se sostiene gracias a un guión bien hilvanado, sencillo y sin pretensiones, ya que, en “300”, lo que cuenta es la puesta en escena.

Esta producción recupera la figura del hombre que tiene un ideal y sabe morir por él con dignidad y enfrentarse a la lucha sin esperanza y con valentía.


© Warner Bros

Sin evitar un solo detalle al espectador, “300” desprende violencia durante casi todos los minutos de metraje.

No en vano la moraleja del filme se basa en la valentía, el honor y el deber del hombre que ha nacido para luchar y defender a su pueblo.

Aunque esto no sirve de excusa para las grandes barbaries que cometen los protagonistas.

Zack Snyder vuelve a demostrar que es un visionario con talento.

En su ópera prima tuvo la complicada tarea de filmar el remake de “Dawn of the Dead”, una de las más aclamadas cintas de terror de los setentas. Para sorpresa de muchos el resultado fue bastante bueno, energético, muy bien filmado y muy entretenido.

En su segundo largometraje, Snyder lleva un venerado cómic a la gran pantalla con maestría, imaginación y originalidad, que envuelve al espectador con su parafernalia visual.

Nuestra Opinión: @@@@

300
(Estados Unidos 2006)
Dirección: Zack Snyder
Guión: Zack Snyder, Kurt Johnstad y Michael B. Gordon; basado en la novela gráfica de Frank Miller y Lynn Varley
Fotografía: Larry Fong
Música: Tyler Bates
Con: Gerard Butler, Lena Headey, David Wenham, Dominic West, Vincent Regan, Michael Fassbender, Tom Wisdom, Andrew Pleavin, Andrew Tiernan, Rodrigo Santoro, Giovanni Antonio Cimmino
Duración: 117 minutos
Distribución en México: Warner Bros
Clasificación: @ Insoportable, @@ Regular, @@@ Buena, @@@@ Obra Maestra





Frank Miller, hablando de su obra en Comic Con






Zack Snyder entrevistado en Comic Con







Trailer 300












Correspondencia con esta heroica columna:

codigocine@yahoo.com
















.

0 comentarios: